martes, 24 de junio de 2014

FIDEL CASTRO: Perfil de un JESUITA CLANDESTINO, Agente de la CIA, de la SOBERANA ORDEN MILITAR DE MALTA, y el Modelo Cubano como un Exitoso Experimento del NUEVO ORDEN MUNDIAL SOCIAL/COMUNISTA...


Fuente Imagen
FIDEL CASTRO - Perfil de un JESUITA CLANDESTINO 

Del sitio Espada del Espíritu
Febrero 14, 2013

La historia confirma que Fidel Castro es un jesuita encubierto. La historia oculta sobre él es conocida por unos pocos historiadores competentes en el mundo. La fidelidad de este hombre es servir a la voluntad del General de los Jesuitas (Compañía de Jesús), con sede en EL VATICANO.

Permitamos que la historia del mundo exponga su verdadera identidad y que la historia de Cuba hable por sí misma:
Este es el sitio web siguiente de Cuba: http://www.cubaheritage.com

La página web es la biografía oficial cubana de Fidel Castro:

1) Fidel Castro asistió a tres instituciones jesuitas. Colegio Lasalle y Colegio Dolores.

2) Luego asistió a una universidad jesuita de "estudios preparatorios" - obviamente, lo que podríamos llamar un programa de "Estudios Generales" - en el Colegio Belén. "Estudios generales", ya que, después de haberse matriculado allí, fue a la escuela de leyes.

3) Después de graduarse de la escuela de derecho se unió a los ortodoxos o Partido Demócrata Cristiano. Mis lectores europeos reconocerán inmediatamente que éste es el partido católico romano. El primer partido de la Democracia Cristiana comenzó en Italia bajo Pío XI en 1920. Pío XI disolvió después ese partido y dedicó todo su apoyo a Benito Mussolini y sus fascistas. El líder de la Democracia Cristiana se vio obligado al exilio, aunque él y El Papa Pío XI se mantuvieron en buenos términos. Fue en Londres, que este líder conoció a un compañero de exilio – Avro Manhattan.



Volviendo a Fidel Castro: Castro estaba, obviamente, trabajando de pleno para los jesuitas cuando se unió al Partido Demócrata Cristiano como un joven abogado. Para el tiempo de la revolución cubana en 1958-59, los jesuitas en América Latina eran de ideología marxista-leninista, como Avro Manhattan y el ex sacerdote jesuita, Malachi Martin, bien documentaron.

Malachi Martin explica cómo, en 1963, los jesuitas se convirtieron en fanáticos comunistas de extrema izquierda, al mando de Pedro Arrupe, marxista y un gran defensor de Fidel Castro. Martin documenta en su libro "The Jesuits and the Betrayal of the Roman Catholic Church" (Los jesuitas y la traición de la Iglesia Católica Romana) cómo los jesuitas procedieron a fomentar revoluciones comunistas en toda América Latina y África, con la ayuda de Castro.

El fallecido ex sacerdote jesuita Alberto Rivera, honestamente reveló que el General Jesuita Pedro Arrupe fue el jefe del Partido Comunista de España.

Malachi Martin dejó a los jesuitas en 1964, pero mientras trabajaba en el Vaticano, se dio cuenta del hecho de que éstos y muchos cardenales de alto rango, habían celebrado una Misa Negra en el Vaticano. (en la Catedral de San Pablo.). Durante esta Misa Negra, estos cardenales y jesuitas “instalaron” a Lucifer como jefe de la Iglesia de Roma. Malachi Martin creía que gran parte del clero romano, en ese momento, comenzó a practicar el abuso de menores como parte de sus ritos satánicos de culto.

En cualquier caso conviene tener en cuenta que Malachi Martin pasó a trabajar como asesor para dos Papas más, ya no como jesuita. Él realizó el trabajo textual en los Rollos del Mar Muerto (era una autoridad en lenguas semíticas). Se sacó una foto de Malachi Martin sentado entre el Papa Juan Pablo I (el Papa asesinado) y el Asistente del Papa, Diego Lorenzi en 1978, mucho después de que Martin había dejado a los jesuitas. La imagen aparece en la excelente exposición que David Yallop hace en su libro "In God's Name" (En el nombre de Dios) acerca de la muerte de Juan Pablo I y el escándalo del Banco del Vaticano.

Volviendo a Castro y la Cuba comunista: Calvary Contender, un periódico independiente Bautista online, reporta que Henry Morris, el autor de “The Genesis Flood" (El diluvio del Génesis) informó que el Papa visitó recientemente Cuba. Castro y él compartieron el mismo podio. El Papa Juan Pablo II sonaba tan comunista como Castro.



"EL PAPA Y CASTRO suenan igual en el socialismo - Fidel Castro y el Papa Juan Pablo II se reunió el pasado mes de noviembre. Cuba es abrumadoramente católica. A los católicos se les permite unirse a su "oficialmente ateo” Partido Comunista. El Papa suena muy al estilo de Castro en sus frecuentes condenas del capitalismo, el consumismo y el sufrimiento de los pobres. Él dijo, en la Cumbre Mundial de Alimentos de la ONU en noviembre, que el desequilibrio entre ricos y pobres (“los que tienen y los que no tienen ") no puede ser tolerado".

1) Cuba es abrumadoramente católica.

2) A los católicos romanos se les permite ingresar en el Partido Comunista ateo.

3) Fidel Castro es un graduado de varias instituciones de la Compañía, y tiene buenas relaciones con el Papa.

4) Él era un miembro de la Iglesia Católica Romana (Partido Demócrata Cristiano) antes de iniciar su revolución marxista / leninista.

Alberto Rivera, el ex sacerdote jesuita que se convirtió en un predicador protestante, dijo que Castro es un cuarto grado, jesuita profeso. La evidencia circunstancial corrobora esta afirmación. (Un jesuita profeso es un jesuita del cuarto voto)

Nota: Este es un extracto de la versión "oficial" sobre la Biografía de Fidel Castro, que como se detalla arriba, fue extraída de la página www.cubaheritage.com

"Fidel Castro (Ruz) nació 13 de agosto 1926 en la plantación de azúcar de su familia que está cerca de Birán, provincia de Oriente, Cuba. Su padre, un trabajador inmigrante originalmente de Galicia, España, se convirtió en propietario de 23.000 hectáreas de plantaciones allí.
Cuando era niño, Castro trabajó en los campos de caña de azúcar de la familia. Cuando tenía 6 años de edad, convenció a sus padres para mandarlo a la escuela. Asistió a dos instituciones jesuitas, el Colegio Lasalle y el Colegio Dolores, de Santiago. En 1942 ingresó en el Colegio de Belén, una escuela preparatoria jesuita en La Habana. Fue elegido como el mejor atleta de la escuela en 1944.
En 1945 Castro asistió a la Universidad de La Habana, Facultad de Derecho, y después de haber conseguido el título de abogado, entró en práctica en 1950 en La Habana con dos socios. Como abogado se dedicó a ayudar a los pobres. Castro era miembro del Partido Ortodoxo, un partido socialdemócrata, y criticó duramente al gobierno de Fulgencio Batista.
Castro pretendió hacer campaña por un escaño en las elecciones de 1952, pero el general Fulgencio Batista derrocó al gobierno del presidente Carlos Prío Socarrás en un golpe de Estado y canceló las elecciones. Castro fue a la corte y acusó al dictador de violar la constitución. El tribunal rechazó la petición de Castro. No disponiendo de más recursos legales, Castro organizó un ataque armado de 165 hombres al Cuartel Moncada, provincia de Oriente, el 26 de julio de 1953. Ese ataque y uno en la guarnición de Bayamo fracasaron completamente. La mitad de los atacantes fueron asesinados; Castro y su hermano Raúl fueron hechos prisioneros y sometidos a un juicio. Fue cuando hizo su famoso discurso "La historia me absolverá". Condenado a 15 años, fue indultado después de sólo dos en una amnistía general el 15 de mayo de 1955.
Castro intentó, sin éxito, oponerse a la dictadura militar por medios pacíficos. A continuación, se exilió en México, donde formó y reunió al Movimiento 26 de Julio. Se ganó el apoyo de Che Guevara y otros antes de salir a bordo de "El Granma" para invadir Cuba en 1956. De regreso a Cuba, los revolucionarios se escondieron en las montañas de Sierra Maestra, ganando apoyo entre los campesinos. Batista se vio obligado a huir en 1959 y Castro se hizo cargo. 
Castro se convirtió en un comprometido marxista-leninista, que nacionalizó la industria, confiscó los bienes de propiedad no cubana, colectivizó la agricultura y adoptó políticas en beneficio de los trabajadores y campesinos.
Muchos de la clase media huyeron del país, algunos establecieron una importante y activa comunidad anticastrista en Miami, Florida. El gobierno de Estados Unidos trazó diversos planes para asesinar a Fidel Castro. La CIA hizo un infructuoso intento de desestabilizar el gobierno de Castro el 17 de abril de 1961, cuando una fuerza de 1.300 exiliados cubanos, con el apoyo de la CIA, hizo un intento fallido de invadir Cuba en una zona costera del sur llamada la Bahía de Cochinos. EE.UU. asumió que la invasión inspiraría a la población cubana a levantarse y derrocar a Castro. Fue un error de cálculo, la población cubana lo apoyó. En octubre de 1962 se produjo la llamada “Crisis de los Misiles de Cuba” cuando el gobierno de los EE.UU. descubrió que la Unión Soviética pretendía establecer, a largo plazo, misiles balísticos en Cuba. Estos fueron percibidos por los Estados Unidos como una amenaza. El presidente Kennedy instituyó un bloqueo naval de Cuba, que duró hasta que Khrushchev accedió a retirar los misiles. A partir de entonces, las relaciones entre EE.UU y Cuba han sido hostiles.Como resultado de ello, Castro se convirtió en estrecho aliado de la Unión Soviética. Los soviéticos compraron grandes cantidades de azúcar a Cuba y le suministraron ayuda económica y militar. Este dinero alimentó muchos de los programas sociales de Castro, tal como su guerra contra el analfabetismo y la atención gratuita de salud universal. Esta relación de Castro con la URSS, generó más fricción entre Cuba y EE.UU.
Castro también apoyó con éxito las revoluciones extranjeras en Angola y Etiopía. Fue elegido Jefe del Movimiento de Países No Alineados y ha sido un fuerte crítico del imperialismo de EE.UU.. El colapso de la Unión Soviética en 1990 dejó a Cuba en una situación difícil y Castro dejó de ser una figura internacional, a pesar de que sigue siendo el presidente de Cuba".

Vamos a consultar la historia del mundo en cuanto a lo que dice acerca del jesuitismo y el comunismo:

Desde principios del año 1600 hasta mediados del 1700, la Compañía de Jesús (Jesuitas) experimentó y construyó una "Utopia" comunista en América del Sur. Una forma de sistema social comunal esclavizando nativos inocentes, los "indios guaraníes". Estos fueron llamados "Reducciones", siendo la más famosa la REDUCCIÓN JESUITA DE PARAGUAY. Paraguay es una de las numerosas regiones de América del Sur que fueron colonias de España y Portugal. El ministro portugués de El Rey, Marquis de Pombal, protestó ante el Vaticano diciendo que los jesuitas habían establecido su propio dominio dentro de los territorios reclamados por Portugal y España. Portugal y España descubrieron actividades mineras de los jesuitas en América del Sur, con la mano de obra de los indios guaraníes. La Reducción Jesuita en el Paraguay es la primera imagen del comunismo.

Karl Marx, (el padre del comunismo tradicional) fue entrenado en los principios del comunismo por los jesuitas en el Museo Británico en 1800, por cerca de 30 años.

Vladimir Lenin, fue entrenado por los Jesuitas en Ginebra (Suiza) acerca de los principios del comunismo. El embajador alemán en el Vaticano durante la República de Weimar y la Alemania nazi de Hitler, Diego Bergen, fue quien organizó la llegada de Stalin a Rusia desde Suiza, proporcionándole un tren sellado y completamente equipado (con la bandera del Vaticano en él). Fue cuando llegó a Rusia, que Lenin condujo la Revolución Bolchevique (Revolución Comunista Rusa).

León Trotsky, se le proporcionó un pasaje, de manera segura, desde Nueva York a Rusia para ayudar a la revolución bolchevique. Fue financiado por el recién establecido y jesuita, Federal Reserved Bank (Banco de Reserva Federal) el cual fue aprobado por un jesuita coadjutor temporal del presidente Woodrow Wilson, en connivencia con otro jesuita encubierto, el coronel Edward Mandel House. 

El Banco de Reserva Federal financió la revolución bolchevique y esto quedó expuesto, a mediados de 1930, por El congresista Louis T. McFadden de Pennsylvania durante su discurso de privilegio en la Casa del Congreso de EE.UU.

Joseph Stalin, fue educado y entrenado por los Jesuitas en el seminario ortodoxo de Tiflis, Georgia, Rusia. Los jesuitas enseñaron los principios del comunismo a Stalin y al Cardenal Agagianian (Gregorio Pedro XV Agagianian fue Patriarca emérito de Cilicia de los Armenios y cardenal de la Iglesia Romana.)

Daniel Ortega, fue el jefe de los rebeldes sandinistas en Nicaragua y responsable del asesinato del presidente Anastasio Somoza. Fue el padre jesuita Fernando Cardenal quien formuló la Teología de la Liberación y la inyectó en los rebeldes sandinistas. Tanto Daniel Ortega como Fernando Cardenal fueron ayudados por el jesuita encubierto Fidel Castro. Esta nueva ideología se esparció por América del Sur y llegó a Sri Lanka, India y Filipinas. La Teología de la Liberación es catolicismo mezclado con marxismo y fue adoptada por los Padres Conrado Balweg y Luis Jalandoni. 

Durante la Segunda Guerra Mundial la mano derecha de Hitler, Martin Bormann, era un agente de la Rusia comunista y cooperó con Stalin. Martin Bormann sabían que Joseph Stalin era un agente secreto de los jesuitas (Padre Joseph Stalin, SJ). Es por eso que los jesuitas ayudaron a Martin Bormann a escapar hacia Sudamérica a través de las “Vatican Ratlines” (“Líneas de ratas”, eran sistemas de escape para nazis y otros fascistas que dejaban Europa a finales de la Segunda Guerra Mundial tras la derrota de los países del Eje. Estas rutas de escape terminaban generalmente en paraísos seguros en Sudamérica, particularmente en Argentina, Paraguay, Brasil y Chile. Otros destinos incluían Estados Unidos, Canadá y el Medio Oriente), en su huida llevaba una túnica de sacerdote jesuita. Fue ayudado por el obispo Alois Hudal y su propio hijo (ahijado de Hitler), llamado Adolfo Martin Bormann, que era un sacerdote jesuita asignado en África.

Mao Tse Tung, fue entrenado por los Jesuitas alrededor de los principios del comunismo. En China, Mao Tse Tung fue ayudado y puesto en el poder por un conocido antropólogo jesuita, el padre Tielhard de Chardin.

Hasta este momento, sólo Colegios y Universidades de propiedad jesuitas de están enseñando teología de la liberación bajo el plan de estudios del programa de inmersión 141. Esta es una clara manifestación de que los jesuitas están enseñando comunismo o ideología marxista.

El ex maestro de Fidel Castro fue el padre jesuita Armando Llorente. El Padre Armando Llorente tiene 87 años y vive actualmente en una residencia jesuita en Miami, Florida. Exiliados nicaragüenses que ahora viven en Florida, EE.UU. culpan al padre jesuita Fernando Cardenal por ser el instigador de la guerra civil en Nicaragua llevada a cabo por los rebeldes sandinistas.

Cualquier persona que esté a punto de estudiar Historia del Mundo, ya la está estudiando o tiene un conocimiento adecuado acerca de la historia del mundo, no rebatirá estos temas y no estará de acuerdo en que son “teoría de la conspiración”. 

Hay aproximadamente 6.000 libros escritos acerca de los jesuitas y muchos de estos libros fueron prohibidos, ya no hay manera de encontrarlos en ninguna librería famosa y se han perdido en las bibliotecas públicas de todo el mundo. La única biblioteca pública que continúa manteniendo estos libros raros y prohibidos acerca de los jesuitas es el Museo Británico de Londres. Pronto, los jesuitas los eliminarán también.

La Historia del Mundo es uno de los temas principales que la Compañía de Jesús (Jesuitas) no quiere discutir en público, ya sea en universidades, colegios o la televisión.

Por último, destacar que los Jesuitas son los únicos religiosos de la Iglesia Católica Romana que tienen el privilegio de usar ropa de civil y no túnicas sacerdotales. Sin embargo, siguen siendo padres religiosos de la Iglesia Católica. Esta es una de las razones por las que los jesuitas pueden infiltrarse en los gobiernos, ejércitos y sectores privados sin que se note que lo son.

Fuente: http://espadadelespiritu.foroactivo.com/t1521-fidel-castro-perfil-de-un-jesuita-clandestino

Castro - Agente Jesuita


27 jul 13. Uno no puede pensar en el daño que le pueda infringir a las ideologías de muchos amigos a la hora de pretender desvelar la gran trampa del bipolarismo y la dualidad, del divide y vencerás que los Amos y sus títeres han instalado por todo el mundo y, peor aún, en nuestras mentes. He sido muy reacio a tratar el tema cubano y su revolución porque la reacción inmediata de sus simpatizantes me resulta amarga. Pero soy amigo de las personas y no de sus ideales, y más aún amigo de la verdad aunque duela. Y para buscarla... hay que revolver:

Un hilo abierto por un forero de Burbuja.info se pregunta:

¿Trabaja Fidel Castro para la Familia Rockefeller?


Cualquiera que haya leído la historia de cómo Fidel Castro llegó al poder, tendrá que admitir que “hay algo que no encaja”. Que 80 simples hombres consiguieran tomar el poder de un país desde la selva con unos pocos rifles es una historia más cercana a la ciencia ficción que a la Realidad, incluso para mí, que he sido admirador de aquella revolución. Tiene que haber un elemento que se nos escapa: ¿habrá sido la revolución cubana algo parecido a lo que ahora está sucediendo en Siria y antes en Libia?

Durante años se ha especulado sobre la condición de judío de Fidel Castro Ruz o, incluso, la extrañeza de que el New York Times le dedicara una entrevista muy positiva al poco de iniciarse la sublevación; ¿los capitalistas mitificando a un comunista? ¿Cómo se “come” esto?

En esta etapa de liberación de informaciones, me llegan algunas que no puedo dejar de publicar, aunque ello acabe con mitos del público de esta página.

Fidel Castro estuvo en los cuarteles generales del Consejo de Relaciones Exteriores unos meses antes de comenzar la sublevación (1955) y al poco de ganar (1959) siendo recibido con todos los honores por su fundador David Rockefeller.

La hija del magnate, Peggy Dulany, organizó el encuentro de profesores universitarios USA con cubanos en 1991, cuando caía el régimen soviético y, por tanto, Cuba se quedaba sin aprovisionamiento.

El hijo de David Rockefeller, Abby, ha sido un feroz defensor del régimen cubano, mientras que el propio David es el presidente del lobby USA que aboga por el embargo a Cuba (AHTC). Rockefeller es también presidente de una fundación que ha financiado la formación de centenares de universitarios cubanos.

Gracias a Rockefeller y Kisinger, Cuba ha sobrevivido al embargo, con intercambios comerciales por un valor de 1.000 millones de dólares.


Y todo ello, después de que, tras la victoria de Castro, la empresa de Rockefeller (Standard Oil) perdiera las tres refinerías que, ¡sorpresivamente! había instalado en Cuba para procesar el petróleo venezolano. ¿Pierden sus propiedades y todavía apoyan al régimen comunista?

Bueno, pues si todos estos contrasentidos fueran pocos, nada más triunfar la revolución, en 1959, Nelson Rockefeller expresó su admiración por el régimen cubano con las siguientes palabras Castro está haciendo un gran trabajo”. ¿Una de las familias que esclavizan a la Humanidad, alabando a un movimiento que, supuestamente, trata de liberar a esa misma Humanidad de las garras de esas mismas familias? ¿Qué está pasando aquí?

En 1995, Castro volvería a ser invitado a una reunión del Consejo de Relaciones Exteriores (CFR) en Nueva York. ¿Sabéis dónde durmió?
En la mansión de David Rockefeller en Westchester County.

Hilo en Burbuja.info:
http://www.burbuja.info/inmobiliaria/temas-calientes/282883-amistades-peligrosas-de-fidel-castro-familia-rockefeller.html

¿Quién es este personaje que saluda a Castro?


Es el "jefe" de la Orden de Malta, controlada por El Vaticano-jesuita a través de la CIA, a la cual pertenece también el Bobón rey de España


El Presidente de Cuba, Fidel Castro, condecorando al príncipe Gran Maestro de la 
Orden de Malta, Fra’ Andrew Bertie, con la Orden José Marti en la Habana el 16 de noviembre 
de 1998. Foto de Archivo. 
Andrew Willoughby Ninian Bertie, el Gran Maestre de los Caballeros de Malta, Orden Cristiana y Militar que surgió desde hace 900 años, murió en 2008.



Castro, agente jesuita

Por Gretchen Small

Conservadores estadounidenses e izquierdistas latinoamericanos comparten la ilusión común de que Fidel Castro es un "agente soviético", que es un títere de Rusia para llevar a cabo la licitación del "comunismo internacional" en América Latina y el resto del Tercer Mundo. El secretario de Estado Alexander Haig EE.UU. es aficionado a la promoción de ese mito al denunciar Castro como un "representante de Rusia" en cada vuelta. Y al propio Castro le gusta contribuir a la ilusión.

Pero el quid de la cuestión, como Haig sabe perfectamente, es que Fidel Castro es un bien cultivado a largo plazo de la Compañía de Jesús, los jesuitas, quienes han empujado con éxito profundamente en el campo soviético.

Castro fue educado por los jesuitas. Fue seleccionado por ellos para continuar su carrera en la política. Su revolución de 1959 fue financiada y apoyada por los jesuitas y sus aliados. A mediados de la década de 1960, el régimen cubano sigue la política de los jesuitas de la promoción de las "guerras de liberación nacional" en el Tercer Mundo. A principios del decenio de 1970 Castro estableció una alianza estratégica con la Compañía de Jesús al unirse al gobierno de Allende en Chile para pedir un "diálogo cristiano-marxista." Y reafirmó recientemente en una reunión del Partido Comunista de Cuba que la alianza de 1980 ayudó a desencadenar la actual desestabilización de América Central liderada por jesuitas.

Castro tiene en ocasiones alguna influencia de los nacionalistas mexicanos y de las facciones a favor del desarrollo dentro de las políticas de la Unión Soviética, adoptados hostiles a la perspectiva de crecimiento cero de los jesuitas. Este fue el caso de su discurso en la Conferencia de agosto de 1979, "No Alineados de La Habana", en la que apoya una solución negociada entre el Norte y el Sur a la devastación económica del Tercer Mundo. Y por lo general ha sido el caso de las políticas económicas nacionales que han favorecido el crecimiento industrial de Cuba. Pero a fin de cuentas, y enfáticamente hoy, Castro sigue siendo el instrumento controlado por los Jesuitas para el que fue moldeado.


United Fruit Company

"Usted podría ver esto .... Que era para hacer grandes cosas .... Eso es para grandes cosas, no para las cosas ordinarias", escribió el Padre Amando Llorente, SJ. en su evaluación de Fidel Castro sobre la graduación de este último en el exclusivo Colegio jesuita de Belén de Cuba en Havana en 1946.

Castro, de hecho, fue a escuelas propiedad de los jesuitas durante su infancia, enviado allí por su padre, de clase media, que había hecho su primer dinero trabajando para gran plantación de azúcar de la United Fruit Company en Cuba, la misma United Fruit (UFCO) que está extensivamente involucradas en el tráfico internacional de drogas, y que ha trabajado en estrecha colaboración con los jesuitas durante los últimos decenios en la formación terroristas de izquierda y derecha en Centroamérica (ver EIR, 8 de diciembre). El Sr. Castro, finalmente, hizo suficiente dinero trabajando para UFCO para establecer su propia plantación de azúcar, en el terreno que bordea a las fincas de la UFCO en la provincia cubana de Mayarí.

United Fruit, a continuación, con sede en Nueva Orleans, y ahora llamada United Brands, es fundamental en la historia real de la Revolución de Castro de 1959, ya que su aparato normalmente corría a ambos lados de dicha operación. Por ejemplo, el sangriento dictador a quien finalmente Castro derrocó, Fulgencio Batista, fue, al igual que Castro, el hijo de un empleado de United Fruit. Batista llegó al poder en 1952 mediante un golpe militar, y estableció un gobierno reconocido internacionalmente como nada más que una fachada para el aparato de juego, prostitución y el tráfico de drogas de Meyer Lansky, cuyas redes de la mafia del Caribe en gran medida son superpuestas a la mafia de la UFCO de New Orleans.

Sin embargo, todo el movimiento de oposición a Batista, incluyendo a Fidel Castro, también fue financiado por la UFCO y el tráfico de drogas, principalmente a través de la persona de uno de Carlos Prío Socarrás. Prío, un socialdemócrata, había sido presidente de Cuba desde 1948 hasta Batista, sobre el que se lanzó en 1952. Fue precisamente durante los años Prío que los chicos de Lansky trasladaron sus operaciones en la cerradura de Cuba, acciones, barril. Prío, de hecho, hasta su muerte en 1970, fue por largo tiempo miembro de la junta Permindex, la cáscara corporativa utilizada por los más altos niveles del lobby internacional de drogas para llevar a cabo asesinatos políticos.

Permindex ha sido identificado por la inteligencia francesa, por ejemplo, como responsable de más de 30 intentos de asesinato contra la vida de Charles de Gaulle y fue investigado por el fiscal de distrito de Nueva Orleans James Garrison en relación "con el asesinato de John Kennedy también.

Se estima conservadoramente que la Permindex de Prío, personalmente bombeó más de $ 5 millones para financiar cada uno de los "grupos de acción" terroristas opuestos a Batista durante la década de 1950, incluyendo algún lugar cerca de un cuarto de millón de dólares a la guerrilla de Castro. Fue Prio el que financió la famosa expedición de Castro a Granma en barco desde México a Cuba en 1956, por una suma de $ 72.000, luego de una reunión entre Castro y Prío en McAllen, Texas, en agosto de 1956.


Guerrilla Batista

Prío fue el líder cubano en lo que se llamó "izquierda democrática" en América Latina en el período de post-guerra, los aliados de la Internacional Socialista, que incluía personalidades como Rómulo Betancourt de Venezuela, Pepe Figueres de Costa Rica (una persona al cien por cien filial hasta el día de la United Fruit), y la amante peruana de Mussolini, Haya de la Torre.. Elaborado por una combinación de los jesuitas y de los intereses oligárquicos italianos, y financiado por la United Fruit y el RockefeIlers, la Izquierda Democrática creó una fuerza de mercenarios armados de izquierda conocida como la Legión del Caribe, cuya misión principal era derrocar varias dictaduras de derecha, luego establecidas en América Latina.

Como estudiante universitario, Castro recibió su primera formación política insurreccional precisamente de estas redes. El bautizo de Castro como guerrillero se produjo en el propio funcionamiento de la primera Legión del Caribe en 1947, una expedición planeada para derrocar al dictador de República Dominicana Rafael Trujillo, lanzado desde la isla de Cuba de Cayo Confites.

El principal asesor militar y entrenador de la Legión del Caribe a lo largo de este periodo fue el veterano de la Guerra Civil Española, "General" Alberto Bayo, que luego pasó a formar equipo de la expedición del Granma de Castro en México. Bayo también capacitó a operarios guerrilleros latinoamericanos de Castro en los años posteriores, y una vez se refirió al Che Guevara como su mejor alumno.

Junto con el respaldo militar de Bayo, la Legión Caribeña apoyó la inserrucción de Castro con la ayuda financiera de Figueres, Betancourt, Prío, y otros. Figueres, por cierto, hizo exactamente lo mismo que 20 años más tarde, cuando financió todo el frente sur de la revolución sandinista.


Cristianos y marxistas

Prío Socarras y muchos de sus colaboradores inmediatos rompieron con Fidel Castro durante la radicalización de la revolución cubana en 1960-1961 . Muchos de ellos dejaron Cuba para ocupar nuevas posiciones dominantes de las redes de drogas que se ejecutan en la comunidad cubana en el exilio. La ideología que dejaron atrás, sin embargo, no era muy diferente de su propia.

De hecho, hay fuertes razones para creer que las redes de droga de los jesuitas, incluyendo aquellas controladas por el gobierno de los EE.UU. en el momento, deliberadamente llevaron a la Cuba "comunista" en los primeros años 60, con el fin de entregarlo al bloque soviético como una "oferta que no pudo ser rechazada . "Cuba se convirtió así en una especie de "bebé de alquitrán" para la Unión Soviética en el Caribe, un bebé de alquitrán que se ha utilizado desde entonces por estas redes jesuitas y sus aliados en la KGB soviética para fortalecer sus intereses y posiciones entre facciones dentro de la Unión Soviética.

Cuba ha sido fundamental para impulsar la Unión Soviética para respaldar la política suicida de "guerras de Liberación Nacional" para el sector en desarrollo, y que ha servido repetidamente como casus belli entre las dos superpotencias en 1962, contribuyendo a traer el mundo al borde de la guerra nuclear.

La explícita cooperación cubano-jesuita conocida como el "El diálogo cristiano-marxista" tuvo como punto de partida a un nivel práctico en 1972.

Durante la visita a la Chile de Allende ese año, Fidel Castro mantuvo una reunión de seis horas en la embajada de Cuba en Santiago, con el liderazgo de los recien formados "Cristianos por el Socialismo" del grupo jesuita. Teólogos de la liberación presentes declararon después que Castro no reconoció por primera vez que la alianza entre "cristianos revolucionarios" y Marxistas podría ser "estratégica" y no meramente táctica.

La Revolución Sandinista respaldada por Cuba, pero dirigida por jesuitas, en Nicaragua en 1979, selló la importancia práctica de este "diálogo cristiano-marxista."

El presente de Cuba es la adopción total de la línea política de los jesuitas, siendo más enfáticamente reafirmada durante diciembre el Congreso del Partido Comunista de Cuba de 1980.

En esta reunión, Castro caracterizó tanto a los "elementos revolucionarios cristianos " en la Iglesia como a las fuerzas de la Internacional Socialista, como aliados críticos para todo el "movimiento de liberación nacional" que Cuba respalda en Latino América y en todo el mundo. Un pequeño paso de Cuba a su postura actual de respaldar apoyo político y logístico para el lado "izquierdo" de la barrida genocida de América Central ha traído al círculo completo de Fidel Castro a sus raíces originales jesuitas.


Fuente: http://arucasblog.blogspot.com/2013/06/castro-agente-jesuita.html


Fidel Castro, ¿agente de la CIA?
por Servando González
Copyright © 2008. Todos los derechos reservados.

Hace unos días circuló en la Internet una información que contenía una serie de artículos sin firma de autor, tomados de la revista electrónica contactocuba.com (San Juan, Puerto Rico, 26 de Abril, 2008). Esos artículos fueron originalmente escritos por el escritor y periodistaAndrés Rivero, y en ellos aparecen una serie de preguntas sobre cosas aparentemente inexplicables -- que sólo podrían explicarse si Fidel Castro en realidad no es lo que dice ser.

Sin embargo, los artículos contienen una serie de inexactitudes que es necesario señalar. Esto no implica una crítica al Sr. Rivero, que esencialmente apunta a la respuesta correcta, pues yo mismo, que por muchos años me consideré pionero en la formulación de esa teoría (Véase mi libro Historia herética de la revolución fidelista, publicado en 1986 y mi largo artículo “Fidel Castro Supermole”, publicado inicialmente en 1995), por mucho tiempo también cometí el error de pensar que Fidel Castro había sido reclutado por la CIA y había estado trabajando para esa agencia todos estos años -- lo cual es verdad hasta cierto punto, pero, como explicaré a continuación, no toda la verdad.

La causa del error reside en que, para entender mejor la relación Castro-CIA hay que conocer mejor a esta última y, contrariamente a lo que piensa la mayoría de la gente, la CIA nunca ha sido una organización al servicio de los intereses del pueblo norteamericano, sino de los banqueros de Wall Street y los magnates petroleros que la crearon -- todos ellos aglutinados en una organización llamada Consejo de Relaciones Exteriores (Council on Foreign Relations, CFR). Esto explica el por qué los llamados "fracasos" de la CIA siempre han redundado en victorias para sus verdaderos amos.

Existe gran cantidad de evidencia circunstancial, y al menos un testigo presencial, que indica que los verdaderos amos de la CIA reclutaron a Fidel Castro a través de su recién creada agencia de inteligencia a comienzos del 1948 y lo enviaron a Bogotá, Colombia como agente provocador en una misión importante. Esta consistía en participar en el asesinato del líder populista Jorge Eliécer Gaitán y en los violentos disturbios luego conocidos como el Bogotazo que comenzaron el 9 de abril del mismo año y destruyeron gran parte de la ciudad.

No es por casualidad que los disturbios coincidieran con la celebración en Bogotá de la importante Novena Conferencia Panamericana a la que asistían cancilleres latinoamericanos. Presidía la Conferencia el secretario de estado norteamericano George Marshall, miembro del CFR, y agente secreto de los banqueros. Tampoco es casualidad que muchos de quienes estaban presentes en casa de Mario Lazo cuando Castro fue reclutado, tales como Willard Beulac y William Pawley, también aparecieran como por arte de magia en Bogotá cuando los disturbios. También estaba allí el misterioso personaje William Wieland (también conocido como Arturo Montenegro), quien junto con Roy Rubbotom (también en Bogotá) luego jugaran un papel importante en apuntalar a Castro en el poder después de 1959.

La participación real de Castro y la CIA en el Bogotazo tal vez sea uno de los secretos mejor guardados por los banqueros del CFR. Aunque casi todo el mundo ha oído mencionar la participación de la CIA en los derrocamientos de Arbenz en Guatemala y Mossadegh en Irán, dos operaciones iniciales de la CIA en beneficio de sus amos, muy pocos relacionan esta agencia de inteligencia con el Bogotazo.

El Bogotazo fue en realidad una operación de guerra psicológica perpetrada en contra del pueblo norteamericano y de los pueblos latinoamericanos. Al siguiente día de haber comenzado los disturbios, Marshall culpó a los comunistas por los sucesos, y los aterrados cancilleres, que antes habían vacilado y manifestado sus dudas, firmaron sin chistar una resolución condenando el comunismo y aceptaron la creación de la Organización de Estados Americanos -- la tristemente célebre OEA.

En realidad no existe evidencia alguna de que los comunistas hayan planeado o participado en el incidente. La única evidencia que se alega son las pistas falsas que aportó el propio agente provocador, Fidel Castro, tales como lanzar volantes con literatura comunista, dejar libros marxistas en la habitación de su hotel, y hacer un llamado en una estación de radio en el que arengaba a las turbas y afirmaba que los disturbios eran el comienzo de una revolución comunista.

Este último detalle, aportado por William Pawley durante una testificación ante el Congreso de los E.U. probablemente sea falso. Me baso para hacer esta suposición en que Pawley, quien afirmó que oyó a Castro en la radio del automóvil en que viajaba, no sólo estaba presente en casa de Lazo durante el reclutamiento de Castro, sino que era amigo cercano de Allen Dulles y, como éste, agente secreto de los conspiradores del CFR. Por tanto, él era también parte de la operación secreta.

La operación Bogotazo fue un éxito total para los banqueros, pues marcó el comienzo de la Guerra Fría en el continente Americano. Demás está decir que la Guerra Fría fue altamente lucrativa para los banqueros, los magnates petroleros, y las corporaciones transnacionales – lo que después se ha dado en llamar el complejo militar-industrial norteamericano.

Años más tarde, los conspiradores del CFR confrontaron un grave problema: el Premier soviético Nikita Jrushchov había expuesto al mundo su política de la coexistencia pacífica, que implicaba la continuación de la lucha comunismo VS. capitalismo, pero sólo en el plano comercial y cultural, no en el militar. Esto amenazaba con terminar con la lucrativa Guerra Fría. Y de nuevo recurrieron los banqueros de Wall Street a su eficiente agente secreto Alex, quien tanto éxito había tenido durante el Bogotazo. Por eso le facilitaron, con la complicidad de su títere Batista, la toma del poder en Cuba, para que luego se les infiltrara a los soviéticos y los incitara a calentar la Guerra Fría.

Al principio Nikita tenía sus dudas sobre el “comunismo” de Fidel Castro. Según afirmó Serguei Jrushchov, hijo de Nikita, cuando Castro tomó el poder en Cuba en 1959, el líder soviético estaba convencido de que este trabajaba para la CIA (lo que me demostró que no había sido yo el primero en sospecharlo, sino que Jrushchov se me había adelantado por varios años). Pero los banqueros usaron a su CIA para brindarle a Castro en bandeja de plata la victoria de Bahía de Cochinos, y esto convenció a los líderes soviéticos de la bona fides de Castro -- error que luego tendrían que lamentar.

Por otra parte, siempre he tenido la sospecha de que algunos líderes soviéticos miembros del politburó habían sido reclutados por los conspiradores del CFR, y estos a su vez fueron los que convencieron a Jrushchov de las buenas intenciones del “marxista” Fidel. Prueba de la influencia de los banqueros de Wall Street en el Kremlin es que, poco después de la crisis de los cohetes, en la que Jrushchov hizo cosas que no debía, David Rockefeller viajó a Moscú y se entrevistó con Jrushchov. Al parecer el líder soviético no aceptó la crítica constructiva de David y, menos de una semana después, fue depuesto.

Todos estos años el agente secreto Fidel “Alex” Castro ha estado trabajando eficientemente al servicio de sus amos. He llegado a la conclusión que la voladura del buque La Coubre y otros actos terroristas en Cuba, incluyendo la destrucción del avión de Cubana de Aviación en Barbados, así como las muertes de John F. Kennedy, Che Guevara, y Salvador Allende, por mencionar tan sólo unas cuantas, han sido operaciones conjuntas Castro-CIA siguiendo órdenes de los banqueros del CFR.

La destrucción económica y material de Cuba, así como la destrucción moral de su pueblo no son producto de errores, sino de un plan cuidadosamente planeado y ejecutado. Cuba es un exitoso experimento de implementación del Nuevo Orden Mundial -- un sistema totalitario comuno-fascista en el que las masas serán reducidas a niveles de consumo pre-industriales. Esto explica la razón por la cual altos personeros del CFR se refieren a la Cuba de Castro como el modelo a imitar.

En estos momentos “Alex” juega un papel importante en una nueva operación de guerra psicológica que se está llevando a cabo contra los pueblos de América Latina.

Al igual que sucedió cuando el Bogotazo, las clases dominantes de América Latina temen la penetración de los monopolios norteamericanos amparados tras los acuerdos del NAFTA, CAFTA, y otros que tienen en cartera. Por eso, al igual que cuando el Bogotazo, los conspiradores han inventado un nuevo miedo, para que acepten estos acuerdos leoninos como un mal menor. A diferencia del Bogotazo, ahora el miedo no es el comunismo, sino el Castro-chavismo.

Pero el deterioro del estado de salud de su agente secreto tiene muy preocupados a los banqueros del CFR. Por eso trabajan incansablemente tras bastidores por mantener en Cuba una tiranía sostenible a la muerte de su agente secreto.

Como dijo Sherlock Holmes, “Si descartamos lo imposible, lo que quede, por improbable que parezca, necesariamente tiene que ser la verdad.”
--------------
Servando González es un escritor norteamericano nacido en Cuba. Entre sus libros publicados están Observando, Historia herética de la revolución fidelista, The Secret Fidel Castro: Deconstructing the Symbol, The Nuclear Deception: Nikita Khrushchev and the Cuban Missile Crisis y La madre de todas las conspiraciones: una novela de ideas subversivas.

También es autor de los multimedia Hypertext for Beginners, Popol Vuh: An Interactive Educational Game, The Riddle of the Swastika: A Study in Symbolism, y otros.

El primer documental en DVD de la serie TruthLies with Servando Gonzalez, Treason in America: The Council on Foreign Relations, acaba de ser publicado y puede ser adquirido enAmazon.com. El segundo, Partners in Treason: The CFR-CIA-Castro Connection, aparecerá a medianos de julio. Una introducción general a la serie TruthLies puede ser vista en Google Video.

Fuente: http://www.intelinet.org/sg_site/intelligence/sg_castro_cia.html

Aquí un muy buen enlace en inglés sobre la vida de lujos del Aristócrata Sionista/Comunista de "Elite", Fidel Castro:

KING CASTRO: How Fidel lived the life of luxury in Cuba, complete with his own private island – and turtle farm

Serie de excelentes y reveladores artículos del escritor cubano-norteamericano Servando González:


Y para finalizar, un vídeo en inglés de Servando Gonzáles, quien denuncia a Fidel Castro como Agente de la CIA y su participación directa durante el Bogotazo, Asesinato del Caudillo del Pueblo, Jorge Eliécer Gaitán, el 09 de abril de 1948 y la implementación del modelo cubano como un exitoso experimento del NUEVO ORDEN MUNDIAL SOCIAL/COMUNISTA...

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Related Posts with Thumbnails